¡Realizamos envíos a todo México!

cropped-cropped-BIOALEI-LOGO-SOLIDO_Mesa-de-trabajo-1.png

¡Realizamos envíos a todo México!

Es un hecho que nos encontramos con una amplia gama de productos, ya sean perfumes, cremas o lociones, que tienen la característica principal de perfumar nuestra piel. Sin embargo, al aplicarlos, notamos que el olor puede ser tenue, de corta duración o incluso cambiar completamente. Por ello, hoy dedicaremos un blog a las fragancias y a la razón de su variabilidad en nuestra piel.

Para comenzar, es importante abordar el tema considerando que el estrato córneo, la capa más externa de la epidermis, es la parte de nuestra piel que entra en contacto con los productos cosméticos. Debemos ser conscientes de que esta parte de nuestro cuerpo no es inerte, ya que en ella se producen diversas reacciones químicas, y además, contamos con una microbiota que contribuye a mantener nuestra salud óptima.

Estos dos factores son fundamentales y pueden generar variabilidad en la persistencia de los aromas en nuestra piel. Por un lado, la fragancia, en su estado químico, puede reaccionar con otros componentes de la piel, provocando la pérdida de sus propiedades olfativas o su disminución. Por otro lado, los microorganismos que componen nuestra microbiota también pueden metabolizar los componentes de un perfume, alterando nuestra percepción de ellos.

Es importante destacar que nuestro cuerpo, específicamente nuestra piel, está vivo y no es inerte ante lo que le apliquemos. Los fenómenos mencionados son normales y pueden ser motivo para probar diferentes perfumes o fragancias. Además de esta información, en BioAlei ofrecemos una amplia variedad de fragancias y aceites esenciales con los que puedes experimentar para lograr las mejores combinaciones. Todo esto está acompañado de información útil que puede ayudarte a obtener los mejores resultados en tus productos cosméticos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *